Descargue el documento completo AQUÍ

Las empresas que trabajan en Colombia enfrentan retos y dilemas propios de una operación en un entorno complejo, donde hay presencia de al menos uno de los siguientes elementos: accionar de actores armados al margen de la ley, economías ilegales, frágil gobernabilidad y una institucionalidad débil. En nuestro país suelen coincidir más de uno de estos elementos.

Como ya lo anotaba la FIP en la propuesta Operaciones en zonas de conflicto y gobernabilidad frágil: guías prácticas para empresas en sectores no extractivos, las empresas que operan en ambientes como el colombiano enfrentan retos económicos, políticos y legales. Frente a estos, una de las innovaciones más claras ha sido el trabajo en el campo de empresas y derechos humanos, en particular, la inclusión de temas relativos a los derechos humanos en la gestión empresarial.

La FIP, movida por el ánimo de contribuir al mejoramiento de la situación de derechos humanos en lo que tiene que ver con las operaciones empresariales en Colombia –entendiéndolo como un aspecto esencial en la construcción de una paz sostenible– ha venido liderando Guías Colombia en Derechos Humanos y Derecho Internacional Humanitario (Guías Colombia), una iniciativa multiactor que reúne a empresas que operan en el país, a organizaciones de la sociedad civil y al gobierno colombiano; y que desde el comienzo ha contado con el apoyo del gobierno suizo a través de su embajada en Bogotá.

En los últimos años, el campo de empresas y derechos humanos ha sido testigo de avances importantes y la historia reciente de Guías Colombia –que ya cumple seis años–, da cuenta de algunos de ellos. En efecto, tanto el contexto en el que se pensó esta iniciativa, como la forma en la que se ideó originalmente, muestran diferencias importantes con la forma que adquirió hasta transformarse en una iniciativa pública y dinámica. Lo que inicialmente se pensó como una adaptación de los Principios Voluntarios en Seguridad y Derechos Humanos dirigida al sector no extractivo, acompañada de aspectos relativos a las relaciones laborales, terminó transformándose en una iniciativa mucho más amplia de empresas y derechos humanos dirigida a todos los sectores económicos y en la que además se incluyen temas propios de la relación entre empresas y DIH.

En este sentido, Guías Colombia recoge preocupaciones expresadas por todos sus miembros respecto a situaciones que se presentan en el contexto de las operaciones empresariales y se relacionan con el respeto y promoción de los derechos humanos. Es por esto que la iniciativa además de ampliar su alcance, retomó un referente más integral: el Marco de Proteger, Respetar y Remediar y sus Principios Rectores.

La siguiente Propuesta, en primer lugar, recoge parte de esa historia y presenta los retos actuales a los que se enfrenta Guías Colombia a la luz de transformaciones recientes a nivel internacional y nacional. En segundo lugar, describe algunas de las lecciones aprendidas que se desprenden del proceso que ha vivido. Por último, propone ejes de reflexión y trabajo a futuro de cara al mismo proceso de la iniciativa y para avanzar en una agenda de empresas y derechos humanos en el país.