El anuncio del ELN de que acoge el “ofrecimiento de apoyo” de Venezuela añade a lista de hechos recientes que señalan una nueva disposición de las partes a buscarle salidas a un eventual proceso de paz. Pero la propuesta de Venezuela arroja una serie de obstáculos que parecen insalvables: ¿Qué podría hacer Venezuela que no hayan hecho los otros países? ¿Puede un país vecino cumplir las funciones de mediador que requiere el proceso en este estadio de “prenegociación”? La mediación del vecino siempre corre el riesgo de confundirse con la mediación de la relación entre los vecinos.

 

Descargar